Centro de interpretación del hórreo

Centro de interpretación del hórreo
 
Localización
Lugar de O Couto.
Concello de Ponteceso, A Coruña, España
 
Promotor
Fundación Eduardo Pondal
 
Equipo
Fermín González Blanco
Luis Miguel Fernández López
Alba Pérez Fernández
Ignacio Bescansa Bastarreche
 
Fotografía
Estudio Fermín Blanco
 
Maqueta
Inés Soto Nogueira
 
Video
Inés Soto Nogueira
 


 
 
Memoria & Fotografías

El hórreo objeto de intervención es propiedad del Arzobispado aunque en la actualidad su uso se gestiona a través de la Fundación Eduardo Pondal, que tiene su sede en la Casa rectoral de Cospindo anexa a la iglesia parroquial y al propio hórreo objeto de este proyecto. La Fundación promueve una serie de actividades vinculadas a la obra y la figura de Eduardo Pondal y al patrimonio histórico y cultural de Galicia. En esta línea, el propio Concello de Ponteceso y el lugar de O Couto son paradigmáticos en cuanto a la presencia del número de hórreos y al interés arquitectónico, etnográfico y cultural de los mismos. Bajo estas condiciones del entorno se plantea la rehabilitación del hórreo preexistente y su transformación y uso como Centro de Interpretación del Hórreo.
 
El hórreo posee una eira tratada con losas de piedra y todo el conjunto en el que se encuentra se rodea por un muro de piedra. Se trata de un hórreo de tipo Corístanco, de planta rectangular, estrecho y largo, el cual, se apoya sobre una base de mampostería a la vista, con cantería en esquina y huecos y con puertas tanto en planta baja como en planta primera en la fachada suroeste.
 
El tornarratos es de voladizo continuo y sirve de apoyo para las losas del hórreo que forman el suelo de la planta primera. La cámara es totalmente de piedra formada por hileras horizontales de piezas de piedra de poca altura, entre las que se intercalan otras menores para formar las aberturas de ventilación, mientras que en las esquinas se refuerzan con piedras de cantería de gran tamaño, trabadas.
 
La cubierta está resuelta con teja curva a dos aguas. Sobre los testeros ejecutados en cantería, se colocan los guardavientos de piedra y la cruz y el lampión ornamentales. El acceso se hace por una única puerta con jambas de cantería, en la parte media de uno de los costales al que se llega a través de unos escalones de cantería que rematan con una gran losa de piedra sobre ménsula de granito.
 
En la actualidad el edificio tiene un uso principal de almacén tanto en planta baja como en planta primera, por ello, queremos que un edificio de estas características se merece un uso mucho más adecuado dada su especial morfología, situación y su buen estado. Por todo esto, la propuesta se centra en generar un pequeño museo en su interior dedicado al hórreo, un centro de interpretación de esta construcción típica de Galicia y específicamente del lugar, donde se plantea una estructura de entramado de madera formando unas gradas aptas para todos los públicos donde se proyectará un vídeo que invite a los visitantes a conocer este tipo de construcción típica del lugar y además incitar a recorrer todos los que se encuentran en la zona.